A propósito del día del vino, restaurant Paul ofrece nueva carta

Un buen trozo de carne debe complementarse con un vino de calidad. Es por esto que PAUL incluye en su carta de vinos y licores sabores franceses y chilenos con el fin de unir ambas culturas. Los más recomendables para alcanzar el maridaje perfecto son los vinos tintos, como el chileno Pinot Noir o el francés de la región Bordeaux, D` de la Marque.

El sabor de un exquisito filete de vacuno adobado con salsa de queso azul, no es posible disfrutarlo en su totalidad sin una copa de vino en mano. A este plato de carne típico francés se suma el boeuf bourgignon, más conocido como estofado de vacuno al carmenere con tocino y champiñones, acompañado de gratín dauphinois y mil hojas de papas; irresistible a cualquier paladar que busca sentir el verdadero placer de la cocina.

Y es que en Francia los vinos se reconocen por su origen, no por la uva ni la cepa. “La idea fue hacer una carta que representara todas las regiones vitivinícolas nacionales, en otras palabras, quisimos hacer una selección de etiqueta desde Limarí hasta Bío Bío tratando de homologar el criterio vitivinícola francés”, cuenta el Gerente General de PAUL, Jorge Goles.
Hoy, se complementarán los vinos ya existentes con una oferta de vinos franceses, eligiendo dos vinos de cada región de Francia para que el chileno tenga una opción de educarse en cuanto al vino europeo.